Zadig & Voltaire sienta las bases de su campaña de primavera-verano 2016 con un protagonista muy especial, Gabriel Kane Day-Lewis -hijo del actor Daniel Day-Lewis-,  un icono generacional de belleza extraña e inquietante. La campaña ha sido fotografiada en el Hotel Salomon de Rothchild. Con un guión moderno y atractivo y ciertos matices glam-rock, cuenta la historia de un hombre que presagia una Era.

Cecilia Bönström, directora artística de Zadig&Voltaire, encuentra en Gabriel el perfecto espíritu del guardarropa de los hombres de la firma, de formas perfectamente delineadas e infinitamente libres. “Se convierte en el paradigma de una modernidad asombrosa que personifica la colección. Hay algo completamente atípico y libre en Gabriel Day-Lewis” asegura.

HD_ZV_SHOOT-CAMPAIGN-SP2

Este no es el primer trabajo que relaciona al hijo de Daniel Day-Lewis con el mundo de la moda. Se subió a la pasarela para la firma británica masculina Alfred Dunhill y forma parte de una de las agencias de modelos más importantes como es IMG Models -en ella se encuentran otras estrellas como Gigi Hadid, Miranda Kerr, Jon Kortajarena, Gisele Bündchen, Andrés Velencoso o Candice Swanepoel, entre otros-. Además, pocos pueden presumir de ser participe de un desfile de Chanel,  del brazo de Julianne Moore y compartiendo mesa de apuestas con Vanessa Paradis, Geraldine Chaplin o Kristen Stewart.