Algo más de 3 años han pasado desde que por primera vez descubrimos a Etxeberria en El ego. Un gran desconocido por la industria se cubría de gloria con una colección de inspiración marinera que le catapulto a lo más alto.

Y sin hacer retrospectiva al pasado, hace unos pocos días nos ha redescubierto una nueva forma de entender el mundo de la moda. Rindiendo homenaje al hombre de antaño, al puro estilo Dandy, Etxeberria ha querido mostrarnos a los nuevos caballeros del siglo XXI. Una revisión de la sastrería clásica gracias a la que se ha alejado de los volúmenes.

“Las últimas colecciones que he presentado se han desarrollado a partir de una búsqueda de figuras y volúmenes amplios, sin apenas costuras o pinzas, y construidos desde la confianza en la capacidad del patronaje y la dimensión del tejido para resolver la pieza”, relata el diseñador vasco. “Y esta búsqueda me alejó sin quererlo de la sastrería clásica, que siempre fue mi referente, y por eso en esta nueva propuesta he querido volver a retomarla como centro y base de mi trabajo”.

Etxeberría vuelve a combinar distintos tipos de tejidos en una colección a la vez llena de tradición y modernidad. Y es que no se como lo hace el diseñador vasco pero año tras año nos embauca y nos seduce con su arte.

Mientras otros diseñadores no han sabido evolucionar, Etxeberria ha conseguido lo que muchos ansían, desfilar en New York y Madrid, dos pasarelas de renombre internacional. Solo nos queda contar las horas para ver lo próximo de la aguja vasca en territorio estadounidense.