Lo cierto es que de vez en cuando hay que mimarse. Tanto estrés, siempre corriendo de un lado para otro, y comiendo cualquier cosa… Mal, muy mal. Así que llevas ocho cafés, una ensalada y media manzana en el cuerpo, ¿y todavía pretendes salir relativamente temprano de la reunión y tener fuerzas para tu hora de running? A ver alma de cántaro, es físicamente imposible que tu cuerpo aguante semejante ajetreo, y mucho menos que cuando llegues a la cama puedas descansar como se debe. Por eso, cuando me propusieron acercarme a la Clínica iO para realizarme un tratamiento detox, no pude decir que no. Mi cuerpo me lo pedía a gritos, y ¡debo hacerle caso!

Decidido a probar el innovador tratamiento INDIBA, me dejé llevar por las sabias manos de Carmen Aperador y su equipo. Cuando me quise dar cuenta me encontraba tumbado en una relajante sala -imaginad lo bien que sienta este kitkat un miércoles!- y entregaba mi cuerpo a INDIBA, una tecnología que emite una radiofrecuencia llamada Prolonic, y ofrece tratamientos faciales y corporales agradables y realmente efectivos.

Lo que más me llamó la atención es que, en un principio, este sistema se desarrolló para ayudar en dolencias musculares, y el fin estético es, digamos, un ‘daño colateral’. Lo que hace es que incrementa la temperatura de forma gradual -y segura por supuesto- en las áreas del cuerpo seleccionadas, provocando una respuesta biológica dentro del cuerpo que regenera el tejido y reduce la grasa, respetando siempre la fisiología celular. Vamos, una maravilla.

Aunque mi masajista me insistió en que no me hacía falta -ay! que maja- me decidí a probar este tratamiento reductor. Después de 90 minutos en manos del equipo experto de la Clínica iO, me encontraba super relajado, y con ganas de repetir. En las primeras 24h ya se puede ver la efectividad del tratamiento: menos volumen y un relax corporal que ni las mejores sesiones de spa. El drenaje que provoca esto te hace eliminar todas las toxinas -y la grasa- yendo mucho al baño. El resultado: piel tersa como nunca y mucho menos volumen. ¡Encantado me hallo!

Además la clínica de Carmen se aleja por completo del aspecto frío y aséptico de cualquier otra clínica estética. Parece que estás en casa de una amiga, que además de oler de maravilla, tiene unas fotos fantásticas que tomó la propia Carmen con su cámara en sus viajes por el mundo. Muy íntimo y personal.

10425358_408761695950375_3805330783499534241_n 1908176_408761605950384_755179912571047178_n

Sólo me queda agradecer al equipo de Clínica iO, y por supuesto a Carmen, el haberme tratado tan bien y darme la oportunidad de probar este sistema, que por cierto, ¡tenéis que probar porque funciona! Visita obligada: www.clinicaio.es

Mímate un poquito y, como dice Beyoncé y Nicky Minaj, ‘feel yourself” -que aunque no signifique directamente eso, viene muy al cuento con lo de mimarse un poquito-.

PD: Sé que solamente es un teaser del vídeo, pero es que sólo esta disponible -de momento- en TIDAL. Yo, como soy así de moderno, ya lo tengo, así que comparto 🙂

@clinicaio :: Thanks Prensa Babilonia